Mendigar amor es la peor de las indigencias

El amor que se mendiga no es amor. El amor que duele no es para ti. El amor que deja correr lágrimas por tus mejillas no merece estar en tu vida.

El amor te hace libre, te da alas para volar y luz para ver mejor tu camino. Si no, no es amor.

Anuncios